Entrevista a Dave Grohl para Billboard

486135_398678213556591_2039878766_n

El segundo concierto de Sound City Players está reservado para 31 de enero en el Palladium de Hollywood. Y si a Dave Grohl le da la gana, no será la última.

“Tenemos la intención de hacer shows por todo el mundo”, dijo el líder de Foo Fighters a Billboard. “Cuando se me ocurrió la idea de subir a todos estos artistas a los escenarios hace unos meses, mi idea era hacer presentaciones de vídeo entre cada actuación. Tenemos que tenerlos en los próximos conciertos.”

Los Sound City Players incluyen a Stevie Nicks , John Fogerty, Ving Lee, Rick Nielsen de Cheap Trick , Rick Springfield y otros, unidos por el hecho de que hicieron grabaciones en el estudio Sound City en Van Nuys, California. Nirvana hizo “Nevermind” allí, el primero Fleetwood Mac álbum con Nicks y Lindsey Buckingham se hizo allí, Rage Against the Machine grabó su álbum debut allí, la lista comienza en 1973 y se prolonga durante casi cuatro décadas.

Grohl compró la consola de sonido Neve del estudio cuando se cerró y se propuso hacer un álbum tributo con los veteranos del estudio. Cuando tomó posesión de la consola, una Neve hecha a la medida que le costó $ 76.000, se propuso hacer un cortometraje.

“Cuando se acordó la venta de la consola, pensé en hacer un cortometraje y ponerlo en YouTube”, dice Grohl. “Fue en el aniversario de los 20 años de ‘Nevermind’, así que pensé que este será un recuerdo bonito. Entonces me dieron la lista de todos los que hicieron un álbum allí y no es una lista corta. Llamé a tanta gente como pude, pensando que tal vez algunos de ellos querían hablar y todos querían hablar.

“Fue entonces cuando me di cuenta de que esto no es un clip de YouTube. Es un documental de largo metraje y que teníamos que intensificar un poco.”

El documental de Grohl empezó a tomar forma hace 13 meses, dice él, y comenzó a reunir un equipo de documentalistas veteranos. Al escritor Mark Monroe, al editor Paul Crowder y al cineasta Kenny Stoff.

Los Sound City Players la rompieron en el Sundance Film Festival.

“Hemos reunido a un equipo pequeño de personas, completamente independiente, de ideas afines que entienden lo que quiero decir”, agrega Grohl.

Sentado en la sala de estar de un apartamento en una colina City Park, Grohl detalla la realización de la película, los pensamientos compartidos en la promoción y cómo mantuvo en secreto la grabación con Paul McCartney.

Billboard: ¿Quién fue la primera persona que te llamó?

Dave: Neil Young. Y fue la última entrevista, lo cual es gracioso porque esas dos cosas sucedieron alrededor de un año de diferencia el uno del otro. Es difícil seguirle la pista.
La película tiene un montón de anécdotas personales sobre el estudio, pero también la música y la grabación en general.

B: ¿Cuál fue su estilo de entrevista?

DG: Me gustaba pedir a todos que contaran la historia de qué representa Sound City para ellos y lo que representa para la música. Hablé con cada una de estas personas durante al menos dos horas. La entrevista de Tom Petty fue de tres horas, Stevie era de tres horas. Yo podría hacer una película acerca de cada uno. Como entrevistador, les dije: “Yo no soy Barbara Walters, me gustaría hablar sólo sobre la música.” La última pregunta para todos fue: ‘¿Cuál es tu consejo para la próxima generación de músicos? Te podés imaginar lo inspirador que era escuchar a Trent Reznor o Neil Young hablar sobre lo que esperan para la próxima generación.

B: Estas respuestas dan a la película un cierto grado de patetismo y elocuencia que no se podría esperar en una película sobre un estudio de grabación.

DG: Durante la edición, yo sabía que no quería que fuera un documental retrospectivo, la historia de un estudio. Tiene una cualidad emocional y tenía que tener alguna relevancia. Me encanta Sound City, pero ¿por qué estoy haciendo esta película? He aprendido mucho de James Moll, quien dirigió ‘Foo Fighters: Back and Forth’. Me imaginaba que sería una retrospectiva de la banda y lo que había hecho. Realmente no quiero hablar de las cosas triviales, quería preguntar acerca de nuestras relaciones con los demás como personas que nos han hecho sobrevivir durante 20 años. Sound City no sólo ha sido el hogar de muchos álbumes influyentes, sino también las historias tan hermosas sobre las personas y sus relaciones. Es una historia más profunda que un “Behind the Music” que hablaba de ‘Maldito torpedos’.

B: Usted dice que no sabe mucho acerca de la realización de películas así que ¿cómo diría usted que dirigió el equipo?

DG: No sé si me gusta decir que soy un director como una cabecilla. Si hay una cosa que me gusta es reunir a la gente para hacer algo divertido. Uno de los primeros encuentros con Paul Crowder y Mark Monroe estaba en este antro lúgubre. Le dije: ‘Mira, yo nunca he hecho esto antes, así que tengo que saber lo que piensan de lo que estoy haciendo. No soy tan terco que no voy a colaborar. Ustedes son, evidentemente, muy buenos en lo que hacen. ” No le voy a decir a Crowder cómo editar, pero si lo siento creo que debería. Todos nos entendimos así y tenía una visión clara de la dirección que estaban tomando.

B: ¿Cuánto lo planificaste?

DG: El otro día estaba limpiando mi garaje y me encontré con la revista de la semana me decidí a hacer la película. Yo escribí un esbozo y es exactamente la película que hicimos. Estoy muy sorprendido. Hubo momentos en los que no sabíamos lo que iba a suceder, como poner a Paul McCartney en una habitación con Nirvana y cruzar los dedos para que algo bueno suceda.

B: Y luego, el 12 de diciembre, tocar la canción que millones de personas están viendo en la televisión preguntándose dónde salió la canción.

DG: Si hubiera sido sólo un día en el estudio y nadie lo hubiera visto u oído y nunca lo haría de nuevo, iba a morir feliz. Sólo el hecho de que sucedió, para mí, era suficiente.

B: Pero era un secreto. Nadie sabía que tú y Krist había grabado con McCartney.

DG: La canción de McCartney era el secreto más grande en el proyecto. Algunas cosas se filtraron, pero lo de McCartney no se podía dar información, por que era EL MOMENTO.
En las primeras pruebas que hicimos con Paul parece que hubo jadeos audibles en la habitación. Cuando estábamos editando ese segmento, le dije ‘no quiero un momento de mierda, quiero un momento HOLY FUCK. Yo estaba en una proyección en Salt Lake City y en ese momento aparece en la pantalla y se podía oír justo a la audiencia decir: “Jesucristo”, como si la cosa no podía ser envuelto en un lazo más hermoso que eso. En realidad se creó un momento genial.

B: A medida que avance en la promoción de la película, obviamente la presencia de McCartney es la clave para conseguir una audiencia. ¿Cómo se puede comparar lo que va a hacer para promover la película para el trabajo que haces cuando Foo Fighters tienen un nuevo álbum?

DG: La promoción de un álbum es una cosa. Salir y promover la idea de los seres humanos tocando música para la próxima generación, es otra. Hay veces que me siento como si yo fuera un ministro viajero. Estoy tratando de salir y conseguir niños para recoger los instrumentos de venta de garaje y cambiar el mundo. Foo Fighters hace giras promocionales en todo el mundo meses antes de que nuestros discos incluso salieran.

B: Películas independientes, documentales, sobre todo necesitan mucha promoción boca a boca y en algunos casos se siente como alguien que tiene que entregar al espectador un billete o una invitación a tomar una oportunidad en una película como esta. ¿Pensaste en eso?

DG: Yo realmente no sabía nada sobre el negocio de las películas, pero decidimos que íbamos a dirigir a los consumidores a la derecha de la puerta, y con una demanda de video. Podés venir a nuestro sitio web y obtener la película sin DRM y, evidentemente, eso no es lo que todos hacen. Me pareció una idea perfecta para esta película porque pone a disposición de cualquiera que quiera verlo. Nos apasiona el mensaje de la película por lo que es importante para nosotros que la gente como muchos lo vean tan pronto como sea posible.

B: ¿Cómo eligieron distribuir la película?

DG: Todavía estábamos tratando de averiguar la manera de llegar al mundo. Cuatro o cinco meses, al igual que el resto del proyecto, encontramos personas que eran afines cineastas o amantes de la música que nos puedan ayudar a realizar esta idea. Se trata de un pequeño equipo de gente y me gusta trabajar de esa manera. Es por eso que Foo Fighters han sido una banda durante tanto tiempo. Nadie nos dice qué hacer. Llegamos a nuestro estudio, grabamos un disco y cuando terminamos se lo mandamos a la compañía. Y cuando llega el momento de tomar un descanso, nos tomamos un descanso.

Traducción: Foo Fighters Argentina